La Senadora de la Quinta región Lily Pérez, sostuvo una importante reunión con los gerentes, trabajadores y presidentes de los sindicatos del Terminal Pacífico Sur (TPS) y la Confederación de trabajadores portuarios de Chile (Cotraporchi).

 

Los trabajadores del TPS y Cotraporchi invitaron a la Senadora de la V región, Lily Pérez a conocer el trabajo que se desarrolla al interior del Puerto de Valparaíso y conversar sobre las necesidades e incertidumbres que sostienen luego de que se informara que el T2 pasó a manos de otro propietario.

 

“Contento por tener una Senadora acá y en ejercicio, ojalá que le vaya muy bien a ella, porque captó muy bien los temas que tenemos los trabajadores portuarios, porque hay muchos candidatos que se están presentando que opinan del puerto, pero no tienen idea, diciendo que los puertos deben volver al Estado. Es bueno tener a Lily Pérez, tuvimos una reunión súper positiva, y nosotros lo único que queremos es tener trabajo y estar tranquilos a nosotros nos tranquiliza tener un apoyo como ella en el Congreso”, señaló Sergio Baeza, Presidente de Cotraporchi y vocero de la Coordinadora.

 

Al ser consultado por el cambio de propietario del T2, agregó lo siguiente: “Ojalá como decía la Senadora, que los trabajadores no salgamos perjudicados, ojalá que los trabajadores eventuales no tengan consecuencias, que pueden ser muy malas para Valparaíso, van a tener que darnos una respuesta la empresa portuaria que pasa con esto, porque siempre los únicos perjudicados somos los trabajadores y las familias, ojalá que no tengamos una gran repercusión, que nos pueda afectar”.

 

Por su parte la Senadora de la región de Valparaíso, Lily Pérez, indicó: “TPS es una gran empresa de nuestro puerto de Valparaíso, es una empresa que mueve la industria del puerto, es una empresa relevante en la zona, de alguna forma es una de las caras de nuestra región y de nuestra comuna de Valparaíso, y porque además a mí me interesa mucho apoyar a sus trabajadores, aquí muchas veces se dicen cosas injustas de ellos, son gente de mucho esfuerzo, gente de trabajo, que se levanta al alba que se acuesta tarde, que trabajan por sus familias y que lo único que necesitan son certezas para trabajar. Y cada vez que se cuestiona su trabajo, cada vez que se pone en duda un proyecto, cada vez que se desplazan los barcos a otros puertos, cada vez que se pone en duda por ejemplo que va pasar con el T2, cada vez que se dice ahora cambia de propietario, quienes salen perjudicados son los trabajadores no los empresarios”.

 

La Senadora, se comprometió a que sean escuchados y no sean perjudicados por las malas decisiones que tome el gobierno de turno. “Yo veo un tremendo compromiso social, de nuestros trabajadores con la comunidad, con el Puerto y con nuestra región de Valparaíso, así que en mí tienen una aliada, y me he comprometido con ellos a que sean escuchados, a modificar aquellos aspectos legales que requieren ser modificados en beneficio de los trabajadores y obviamente nunca permitir que los trabajadores paguen los platos rotos por malas decisiones del gobierno de turno”, concluyó.